miércoles, 22 de octubre de 2014

EL HUERTO CAUTIVO

Un poco de locura y un esperar para ver lo que pasa, viabilidad para el próximo año y de qué manera. Ese era el único objetivo de este huerto cautivo en mi terraza y con poco espacio.
Así nace la idea de forrar de plástico un palé y sobre él, otro más. Después rellenarlo de buena tierra y a sembrar la planta.
Son tres los espacios preparados, que como experimento ya son suficientes, y en ellos unas plantas de tomate, otras de pimiento del piquillo, alguna planta de brócoli, y para rematar la compañía, un par de semillas de calabazas en cubos grandes.
Era cuestión de tiempo, y el paso de los días me lleva a pensar que la planta ha sido más que agradecida.
Y llegaron los primeros tomates, las primeras ensaladas, y se hicieron de rogar los pimientos del piquillo, que son más tardíos, pero llegaron.
Buenos tomates  y buena cosecha de pimientos y buena la muestra de brócoli y pequeñas las calabazas.
Con todo ello, el estudio de campo, da para mejorarlo. Con una tercera altura para los tomates, y algún que otro detalle que hace presagiar que el año próximo será mejor y que conseguiremos rellenar más ensaladas.













miércoles, 15 de octubre de 2014

TARTA FELIPE IV



Ya era hora que no solo se lo pusieran tan fácil como al monarca, lo digo por aquello de "Así se las ponían a Felipe IV".
Pues navegando, que quien navega encuentra, me cato con el blog de cuentista, y allí con una tarta de esas que se hace rápida, de espaldas y con los ojos cerrados. Vamos, que ya no es solo a Felipe IV, tambíen a nosotros no lo ponen fácil.
Y me pongo manos a la obra, con una de prueba y ligera, y otra doblando ingredientes, y el resultado el que se muestra.
INGREDIENTES.


Mermelada de Fresa para decorar.


AL LIO:
1.- Pasar queso y leche condensada por el brazo
2.- Exprimir cuatro limones y añadirlos a la mezcla (el limón es espesante)
3.- Meter a la nevera un mínimo de 2 horas. Yo de un día para otro.
4.- Sacarla de la nevera y cubrir con una capa de mermelada de fresas.
5.- Hincarle el diente y gozar.






miércoles, 8 de octubre de 2014

DE GARRAFA DE VINO A LAMPARA.

Y sigo experimentando con los plásticos. En este caso una garrafa de vino de cinco litros. ese que compro en la cooperativa de Infantes sin ir más lejos.
Lógicamente he partido la garrafa e dos y el tapón lo guardo y con eso ayudamos un poco a gente que los recoge y los canjea por sillas de ruedas o similares.
Con la parte superior de la garrafa es con lo que vamos a preparar la lámpara imitación vidriera.
Hasta ahora había puesto una imitación estaño de cinta adhesiva para ir dibujando caprichosamente figuras que irían coloreadas con distintos tonos.
En este caso damos una vuelta de tuerca al ahorro, que falta nos hace y preparo un brebaje a base de cola de carpintero, una poca arena de playa que me ha traído mi madre de Cullera para estos menesteres y unos gotazos de pintura negra.
Batir como si de una pasta se tratara y con un pincel la he ido extendiendo y a dejar secar.
En esta fotografía se aprecia como queda la pasta ya aplicada, a mi me quedó algo oscura, pero tiene arreglo con un poco menos de cantidad para la próxima vez.
A partir de aquí y seca la aplicación, he extendido silicona caliente en toda la superficie del plástico.
Como ya os he mostrado en otras entradas, la silicona la podéis extender como os guste.
En mi caso suelo hacerlo en sentido vertical.
Seca la silicona, conviene quitarle esos hilos sueltos que nos quedan y después a pintar.
En mi caso, utilizo lacas de bombilla, que acentúan el color y saca un brilla que resalta aun más con la luz interior.
Y para muestra del resultado aquí está nuestra flamante lámpara, que hace apenas unas horas era una garrafa que servia a las órdenes del Dios Baco, del que un servidor es muy devoto.


Y como seguramente os estaréis imaginando que el resto del plástico, o sea, la base de la bombona habrá acabado en el contenedor amarillo, pues ya os digo que no. Que aquí no se tira nada.
Que luce en la mesa de la galería a modo de jarrón, haciendo juego con la lámpara.





miércoles, 1 de octubre de 2014

SALMOREJO DE PEPINO

No hace mucho, vi a través del canal de La cocina de casa de You tube como preparar un salmorejo de pepino, y como lo vi fácil, sano y rápido, me puse manos a la obra.

INGREDIENTES
3 Pepinos
Media barra de pan
Ajo
Comino molido
Aceite de oliva del Campo de Montiel
Vinagre 
Sal
Para empezar, puse la media barra de pan del día anterior a remojo durante 20 minutos y luego le separé la corteza para solo aprovechar la miga.


Estrujada la miga, la puse sobre un recipiente en el que añadí los tres pepinos cortados a cuadros, sal y los cominos al gusto.


Acto seguido batir hasta obtener una crema ligera a la que voy añadiendo un hilillo de aceite como si estuviera haciendo una mahonesa. Al recipiente y tapado con papel fil durante 4 o 5 horas en la nevera.


Y a la hora de servir, añadir unos tropezones de huevo picado, jamón serrano y tomate cortado a cuadritos.


Otra manera de ver el salmorejo, rica, fácil y sabrosa, y sobre todo rápida de preparar.

martes, 23 de septiembre de 2014

SENDERISMO ARQUEOLOGICO. 21 SEPTIEMBRE EN MONTIEL


Mucho que descubrir, y mucho que mostrar. El gran tesoro de Montiel sigue enterrado en los siglos, desconocido de nosotros mismo. Un potencial que emerge.
Y este pasado domingo, 21 de septiembre, con un día de encargo. Un grupo de más de 50 personas, en su mayoría de fuera de la localidad, Ciudad Real, Villanueva de los Infantes, Valdepeñas o Torrenueva.
Una ruta de senderismo arqueológico de algo más de 13 kilómetros donde visitamos las ruinas de dos atalayas que cubrían la retaguardia sureste del Castillo de la Estrella. Horno de cal que sirvió para la construcción del castillo. El nacimiento del Jabalón. Molinos, importantes molinos medievales. Cantera medieval de donde se extrajo la piedra para la construcción del Castillo. Visita final al conjunto arqueológico.
Y todo ello enmarcado en un cambio continuos de paisajes. Unos contrastes de cuestas y llanos, de montes y valles. La dehesa, los olivares, monte, bosque, el nacimiento del río, más monte.
Una experiencia que a nadie dejó indiferente, y todo ello organizado hasta la perfección desde el taller de empleo, y con su director a la cabeza.




Y para muestra un botón. Una galería donde visionar más de un centenar de fotografías que reflejan lo vivido esa mañana del domingo, y que tiene su prolongación el próximo día 28.

miércoles, 17 de septiembre de 2014

TRUCO LIMONERO

Hoy me encuentro generoso para compartir esta insignificancia. Es un truco sencillo y que a mi me soluciona mucho.
Seguramente más de una vez habéis leído una receta "...raspadura de un limón.."
¿Y donde acaba luego el limón sin ralladura? Pues como primer paso a la nevera, especie de limbo o purgatorio donde reposan los limones sin cáscara en espera de su putrefacción y àsp definitivo al cubo de la basura.
¿Y aquellos limones que partimos por la mitad para rociar alguna comida, y dejan viudo su medio limón es espera de destino, que suele ser el mismo que el del limón sin ralladura?
Poco se necesita para aprovechar las piezas limoneras y sacarles rendimiento.
En principio, en mi caso, y para no molestar a los utensilios de cocina de mi mujer, me he fabricado con esta latilla de atún un rallador, simplemente hincando un clavo, y dentro de la lata el limón a la congeladora.
Para esos momentos cubata o vermouth con rajita de limón,  acudo a la nevera, rallo el limón sobre el vaso, con el hielo puesto y vuelta a la congeladora.
Le da más sabor al limón que la rajita de toda la vida, se aprovecha el limón, que por cierto siempre lo tenemos a mano y sin que se pase.
Ideal también para arroces, pescados y para lo que se nos ocurra.



miércoles, 10 de septiembre de 2014

LAS SANDALIAS.

He vuelto a calzar las sandalias, después de tantos años, me he reencontrado con ellas, y tras 35 años aun no se si fueron ellas las provocadoras o lo fui yo.
Fue en abril de 1979 cuando en el barrio de la Placa de Atenas las compré por 200 dracmas, por aquel entonces unas 400 pesetas.
Fue un flechazo a primera vista, me encantaron y por aquí no las había visto iguales.
Pero lo que a mi me parecía una maravilla, hizo que a mi madre le cambiara la cara y me arrancara con un "no te pensaras poner eso".
De mi padre ya ni hablamos, y ni hablar de los disgustos que una tras otra vez le ocasionaba vérmelas puestas, y yo más que contrariado seguía sin entender nada.
Creo que con la presión me fui cansando y dejé de ponérmelas, porque después de aquella ocasión que me presenté con ellas, pantalón corto, pelo largo  y gafas negros en Infantes y mi padre me dijo aquello de "no te falta nada más que el sombrero". Supongo que serian cosas de la época.
Pero el caso es que me resestí a darles matarile y las guardé en un caja a buen recaudo hasta que llegó la hora de traslado al hogar conyugal.
Habían pasado ya 12 años, aun así a mi mujer solo se le ocurrió lo de tira eso. Y volvieron a su caja nuevamente.
Y ahí hasta que a principios de julio en Fuenllana y para la obra de teatro de "Las bodas de Camacho" me dieron unas sandalias. Ahí me acorde de mis griegas y pensé entre mi "más hermosas que estas las tengo yo en mi trastero"
Y 35 años después es mi hijo el que ha viajado a Grecia. Antes del viaje se las enseñé y he visto como la cosa va cambiando, a el solo le produjeron indiferencia, que ya es algo para avanzar.
Así que después de limpiarlas, me asesora de Juanan, currante de la Yeguada de Cózar y siguiendo sus consejos las embadurno de crema y después un limpión y como nuevas.
Me las he probado (a escondidas) y se las he enseñado al amigo Julian, que me ha dicho que le gustan y que le deje una vuelta. No se si es por similitud de locura o es que es igual de raro que un servidor, aunque yo creo que van a ser las dichosas sandalias que fueron unas adelantadas a su tiempo.